Martínez de la Torre, Ver.- Continúan las irregularidades en la administración de José de la Torre Sánchez, pues el despido de elementos policiacos podría tener un trasfondo político a expensas de la seguridad de los martinenses, pues todo indica que podría ser una artimaña para hacerse de los recursos del Fortaseg.

Según el texto oficial, estos elementos no habrían pasado las pruebas de confiabilidad, sin embargo, algunas fuentes al interior de la administración señalan que muchos de ellos estaban certificados, incluso con más de cinco años en la corporación, mientras que hay elementos en activo que no están acreditados y siguen en funciones.

Por Miguel Martínez

Más en impreso..

¿Usted qué opina?: