Xalapa, Ver.- El sacerdote y activista José Alejandro Solalinde Guerra admitió que la Iglesia católica tiene una estructura rígida que no estaba preparada para el cambio.

Añadió que al defender a migrantes se ha enfrentado tanto al crimen organizado como a lo que calificó de “crimen autorizado, que es apoyado por distintos niveles de gobierno”.

En el marco de la presentación de su libro “El Reino de Dios. Replanteamiento radical de la vida”, el padre Solalinde busca aportar riqueza espiritual con palabras sencillas pero ideas muy profundas.

PEDERASTAS NO SERÁN CONTENIDOS CON PRUEBAS SICOLÓGICAS

En un evento diferente, el sacerdote se dijo convencido de que las pruebas sicológicas que la Conferencia del Episcopado Mexicano anunció para los seminaristas no frenarían los casos de pederastia dentro de la Iglesia católica.

Para él, lo que necesita modificarse es la estructura, es decir, hacer cambios sustanciosos, como el del dogma del celibato, que podría cambiar a ser opcional. “¿Qué tanto la estructura eclesiástica puede modificarse?”, cuestionó.

¿Usted qué opina?: