Ciudad de México.- El gobierno de Enrique Peña Nieto pagó 75.7 millones de pesos por 19 contratos durante su último año, aunque sólo pudo comprobar con facturas 48.66 millones de pesos, es decir, hay 27 millones de pesos que están en el aire, según la revisión de la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Tras poner sobre la lupa los gastos de 2018, la dependencia emitió cuatro pliegos de probable daño patrimonial, 9 recomendaciones, así como 12 promociones de responsabilidad administrativa que ameritan sanción, informó el periódico Reforma en su nota Pagaron Los Pinos aviadores y excesos.

En el trabajo escrito por Claudia Guerrero, se hace mención de que todas esas erogaciones fueron para aviones y helicópteros que estaban sin usar en el Estado Mayor y que además hubo 115 personas que estaban en nómina y a quienes se les pagó 56 millones 200 mil pesos pero no acudían a trabajar.