Ciudad de México.- Los desgarradores gritos de dolor y sufrimiento de un niño despertaba a los vecinos por las noches. Todos sabían que algo malo pasaba, pero nadie se atrevía a denunciar.

Por fortuna, esta mañana, alguien se cansó de esta situación e hizo una llamada anónima alertando a la policía de que un domicilio de la colonia Loma de los Hornos había un niño que era víctima de maltrato.

Al llegar los policías del Cuadrante Sector Fuente encontraron a un niño de 6 años maniatado, con visibles huellas en su cuerpo de tortura y desnutrición. El pequeño dijo llamarse Beto.

En el lugar procedieron a detener a 2 personas, de 22 y 46 años, pero, los vecinos aseguran que en esa casa viven cerca de 10 individuos e incluso, hasta los padres del niño.

Una vez que la policía llegó algunos vecinos confesaron que fueron testigos de la tortura a que sometían al niño, como quemarlo con cigarros en el cuerpo.

La fiscalía llevará este caso y podrían surgir más ordenes de aprehensión contra los implicados ente hecho.

¿Usted qué opina?: