Álamo, Ver.- Ante la amenaza constante de ser víctimas de la delincuencia, instituciones de este municipio han incrementado las medidas de seguridad sobre el perímetro escolar, transformando los planteles educativos en auténticas fortalezas.

Es debido a la incidencia delictiva que ya no es suficiente sólo la malla ciclónica para mantener seguras a las aulas de las diferentes escuelas, por lo que en muchas de ellas se han levantado enormes muros para evitar el ingreso de los ladrones, quienes se las ingenian para violar los candados y protecciones metálicas para hurtar los equipos de cómputo, ventiladores o cualquier otro objeto de valor que se encuentre en el interior de los salones.

Por Alberto Lee

Más en impreso…

¿Usted qué opina?: