California, EE. UU.- El Programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés) deberá continuar aun en contra de las disposiciones del presidente estadounidense Donald Trump.

Y es que una corte de apelaciones con sede en San Francisco, California, ha dictaminado que el programa que protege a miles de jóvenes migrantes ilegales desde 2012 seguirá en marcha.

Alrededor de 700 mil dreamers –como se le llama a quienes cumplen con este perfil– que llegaron al país siendo niños se acogen a este beneficio otorgado por el expresidente Barack Obama, que les permite no sólo evitar la deportación, sino incluso obtener permisos de trabajo.

¿Usted qué opina?: