Tantoyuca, Ver.- El ahora delegado regional de Política Regional, Profr. Nicolás Pérez Domínguez, está actualizado en la plantilla de la Secretaría de Educación de Veracruz, (SEV) como docente activo en la escuela telesecundaria “Miguel Alemán Valdés”, en la comunidad Zapotal de este municipio, lo que significa que trabaja como delegado y docente al mismo tiempo, aunque él asegura que la función de delegado la cubre en el horario normal de 8:00 de la mañana a las 17:00 horas, lo que significa que está cobrando un sueldo de maestro sin trabajar.

Cabe hacer mención que este funcionario exigía a los gobiernos cero corrupciones, tráfico de influencias y austeridad, pero tal parece que al llegar al cargo, ya se le olvidaron los principios del actual Presidente de la República, y ahora goza de los privilegios de un funcionario como el tráfico de influencias, primero al tomar posesión como delegado de Política Regional sin nombramiento alguno, sustituyendo al anterior delegado de nombre Jesús Castillo, quien hizo una demanda en contra del ahora delegado, por quitarlo del cargo sin justificación.

Aparece actualizado en la plantilla de la escuela del nivel medio superior, por lo que significa que no ha pedido permiso a la Secretaría para dejar las funciones de docentes para ocupar otro cargo, cobrando dos sueldos al mismo tiempo, lo cual lo convierte en uno de tantos malos políticos.

Y por si fuera poco, su fraternal amigo, Profr. Sergio Hernández Cortés, lo encubre involucrándose en el tráfico de influencias, al no querer dar a conocer esta información cuando se le cuestiona, sólo informa que el caso ya se turnó a una instancia correspondiente sin decir nombre, encubriendo este caso a pocos meses de que los morenistas tomaron protesta de sus funciones como delegados regionales, tan rápido se les olvidaron sus principios: “no mentir, no robar y no traicionar al pueblo”.

El próximo mes el director tendrá nuevamente que actualizar la plantilla, ahí se sabrá si el maestro sigue en sus funciones o pedirá permiso sin goce de sueldo, para seguir ocupando el cargo como delegado de Política Regional.