Ciudad de México.- Al secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, se le olvidó incluir en su declaración de bienes un condominio en Houston.

Este inmueble de unos 6.6 millones de pesos fue adquirido desde 2016 y está a media cuadra de la torre donde la secretaria de Gobernación Olga Sánchez Cordero tiene su penthouse.

La compañía que Jiménez Espriú fundó en el mismo año, “Houston Relais Real Estate”, fue la que hizo la transacción negociando con la antigua propietaria: Elisa Margarita Gutiérrez, la esposa del secretario.

El funcionario, al igual que la titular de la Segob, no declaró todos los bienes que posee a pesar de la proclamación de transparencia que hizo el presidente Andrés Manuel López Obrador.

¿Usted qué opina?: