Tehuacán, Pue.- Por construir cerca de las barrancas, más de 50 familias de la junta auxiliar  de San Diego Chalma se encuentran en peligro, ya que en la zona se corre el riego de un deslave; pero las personas no quieren reubicarse.

Eliseo Ramírez Pacheco, presidente subalterno, comentó que los habitantes viven en asentamientos irregulares y están en peligro, en especial durante la temporada de lluvias. “La zona con mayor peligro es la colonia San Isidro, donde las personas edificaron sus casas cerca de las barrancas e incluso emparejaron las zonas de deslave con tierra.”

Ante esta problemática, se implementaron albergues en esta junta auxiliar con la finalidad de ayudar a las familias durante las lluvias, así mismo, la acumulación de agua puede causar daños a la infraestructura de las viviendas.

Ramírez Pacheco en los próximos días buscará un acercamiento con autoridades del comisariado ejidal para hablar sobre la venta de terrenos y evitar que se realicen en asentamientos irregulares.