Zapopan, Jal.- Personal de Protección Civil y Bomberos recorre la avenida Vallarta, Plaza del Sol y carretera a Nogales para inspeccionar los daños que dejó la fuerte tormenta y caída de granizo, sin embargo hasta el momento no se ha reportado ningún incidente de gravedad, sólo cerraron la carretera para evitar algún incidente, por lo que recomiendan utilizar vías alternas. Detallaron que ofrecieron apoyo en las colonias Mariano Otero, El Fortín y La Primavera.

Las autoridades aplican el Plan Zapopan de respuesta emergencias para monitorear toda la zona, sobre todo en las más vulnerables.

Detallaron que la amenaza de lluvia continúa, por lo que recomiendan a los ciudadanos evitar salir de casa.

La granizada con dimensiones fuera de lo común inició por la tarde, enormes bolas de hielo pintaron de blanco las calles, jardines y cerros, sobre todo en la carretera a Nogales, y salida a la zona metropolitana.