Llevan 16 años luchando por un predio

Papantla, Ver.- En el año 2003, con recursos propios, unas doscientas ochenta familias de la localidad El Tajín lograron adquirir un predio de treinta hectáreas, mismas que pretendían lotificar y poder habitar, sin embargo, cuando se encontraban a punto de obtener sus escrituras, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) se opuso rotundamente, afirmando que en ese predio había vestigios arqueológicos.

Se trata de la parcela 126, también conocida como ampliación Tajín sector 2, donde los propios colonos apoyaron para realizar excavaciones en múltiples ocasiones, en las cuales no se encontraron los vestigios que las autoridades del INAH afirmaban existían en ese sitio. Más tarde, haciendo uso de la tecnología Lidar, tampoco se encontraron los basamentos, sin embargo, la autorización nunca llegó.

Erasmo García Morales, quien es socio y fundador del comité de la parcela 126, recuerda que su peregrinar comenzó en el año 2004. “Desde que nos salieron con que aquí hay vestigios, hemos dado muchas vueltas, hemos ido a Xalapa, a México, nos hemos reunido con funcionarios de todos los niveles, pero no se ha logrado una solución, siempre se queda pendiente”, señala.

“La verdad la gente ya se cansó, algunos todavía estamos en pie de lucha, otros más incluso ya viven en sus predios, esto a pesar de que no cuentan con luz, ni agua o drenaje, pero han encontrado la forma de vivir, llevamos casi dos décadas, pero aún confiamos en que algún día tendremos certeza jurídica de nuestros lotes”, dijo García Morales.

La parcela 126, fue adquirida por $196 mil pesos a un particular y se compone de una superficie de 30 hectáreas de terreno, sin embargo, sólo pueden lotificarse 26, ya que en las 4 hectáreas restantes, se encuentran instalaciones de la Comisión Federal de Electricidad, así como un ducto de Petróleos Mexicanos.

Finalmente, Erasmo García señala que temen que el retraso en el proceso de escrituración de sus lotes obedezca a intereses de particulares, ya que en más de una ocasión se ha rumorado que personas ajenas a la comunidad acuden a realizar ofertas por el predio, ya que se pretende la construcción de un centro comercial o un hotel de grandes dimensiones.

Por Juan Olmedo

¿Usted qué opina?: