Brasilia, Brasil.- Por falta de pruebas, un juez federal de Brasil decidió absolver a los expresidentes Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff, quienes eran acusados de formar una red criminal dedicada a desviar dinero de la empresa Petrobras.

La determinación del juez duodécimo de Brasilia, Marcus Vinicius Reis Bastos, también beneficia a los exministros de Hacienda Antonio Palocci y Guido Mantega, además de al extesorero, Joao Vaccari, que supuestamente eran parte de la organización.

En la sentencia judicial se lee: “La denuncia no cuenta con los elementos demostrativos del delito de asociación para delinquir ni permite concluir, ni siquiera en tesis, que existía una asociación de cuatro o más personas estructuralmente ordenada, con división de tareas, alguna forma de jerarquía o estabilidad”.