Coatzacoalcos, Ver.- Decenas de locatarios de uno de los mercados más longevos del municipio, el “12 de Noviembre”, al igual que muchos sectores de la población, han llegado al punto límite de sus finanzas debido a la pandemia del coronavirus.

 

“Nos dijeron que teníamos que quedarnos en casa, pero pues ya se me acabaron los ahorritos, lo poco que tenía se fue, por eso, con miedo y todo, pero tuve que salir a trabajar porque tenemos familia que mantener”, expresó la señora María Isabel Morales Vázquez, locataria de dicho mercado desde hace más de 37 años.

Expresó que el cierre que se ha estado realizando de la zona centro de Coatzacoalcos, así como de negocios no esenciales, también los ha perjudicado como locatarios, toda vez que la gente dejó de acudir con regularidad y a la par de ello, no pueden surtirse de insumos para los productos que ellos elaboran.

Informó que por dos o tres semanas, la mayor parte de los locatarios cerraron cortinas, pero esta semana paulatinamente tuvieron que regresar a sus puestos, aunque sea “para sacar para las tortillas o para los pasajes”.

La comerciante dio a conocer que varios locatarios de ese centro de abasto fueron registrados por personal de la Secretaría del Bienestar para el programa de microcréditos que anunció el Presidente Andrés Manuel López Obrador, pero que a un mes de haber realizado el trámite no han sido llamadas ni han recibido notificación sobre el estatus del trámite.

Morales Vázquez explicó que hicieron lo que se les pidió, “llegaron, nos tomaron la firma, nos tomaron fotos de nosotros y del lugar donde trabajamos, luego nos dijeron que en tres semanas se comunicarían, pero ya es un mes y no sabemos nada”.

Por último, pidió al gobierno federal tomarlos en cuenta para agilizar el crédito prometido, toda vez que es dinero que les servirá principalmente para surtir la despensa familiar y “tener algo seguro para comer en el hogar durante las próximas semanas”.

TE RECOMENDAMOS LEER:

Muere por COVID-19 sexto trabajador del IMSS