Ciudad de México.- A pesar de que Caminos, Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos (Capufe) tiene dentro de su nómina a más de 3 mil empleados, se firmó por parte de Benito Nastre, un contrato por 2 mil, 172 millones de pesos, pero el domicilio fiscal era fantasma y con supuestas contrataciones de 4 mil empleados.

La investigación es realizada por el Órgano Interno de Control (OIC), donde se presume un daño patrimonial de 38.5 millones de pesos, la cual involucra directamente al contrato del subdirector de Administración de Capital Humano y Desarrollo Organizacional, Carlos Fernández.

¿Usted qué opina?: