Guadalajara, Jal.- Antonio Pérez Garibay, excandidato a senador y asesor del grupo parlamentario de Morena, podría ser el nuevo delegado federal en el estado de Jalisco, de acuerdo a integrantes de Morena en dicho estado.

El puesto quedó vacante tras la renuncia de Carlos Lomelí Bolaños, quien dimitió tras ser señalado de presuntamente formar parte de una red de empresas que vendían medicamentos al gobierno federal a “súper precios”.

TE RECOMENDAMOS:

https://www.vanguardiaveracruz.mx/dimite-carlos-lomeli-como-delegado-federal-de-jalisco/

De acuerdo a los morenistas, Garibay mantiene una excelente relación con el presidente Andrés Manuel López Obrador y con el gobernador Enrique Alfaro Ramírez, de Movimiento Ciudadano.

Pérez Garibay, padre del piloto de Fórmula 1, Sergio “Checo” Pérez, trabaja muy de cerca con Ricardo Monreal, presidente de la Junta de Coordinación Política en el Senado.

Los integrantes del Movimiento de Regeneración Nacional están ansiosos por saber quién ocupará el cargo, y prevén que sea la próxima semana cuando esto suceda.

Para quienes lo conocen, Antonio Pérez Garibay no representa un grupo en específico al interior de Morena, por el contrario, tiene buena relación con todos y un liderazgo tanto al interior del partido como en el estado y con el sector empresarial, de acuerdo a Excélsior.