Puebla, Pue.- A pesar de patrullajes y videovigilancia en la zona de la Facultad de Medicina de la BUAP, hasta el momento no se han controlado los asaltos a los alumnos.

Así lo reconoció el rector Alfonso Esparza Ortiz al destacar que, aunque su gobierno ha colaborado, ha sido insuficiente toda acción ante la buena organización de quienes roban.

«Saben cómo son los horarios, a qué hora pasa la patrulla, seguramente tienen informantes que les ayudan y en el momento que los esperan, pues los asaltan».

Ante esta situación, agregó, los propios alumnos del área de Ciencias de la Salud ya han planteado organizarse, aunque no detalló cómo.

«Ya es preocupante que ha llegado a tal grado que los jóvenes quieren organizarse para defenderse ellos mismos», comentó.

Desde la universidad, detalló, se ha planteado la adquisición de más videocámaras y capacitación a su personal.

Él mismo reconoció, sin embargo, tiene una limitada posibilidad de actuar pues no cuenta con armas y sólo ha apoyado en retener a probables responsables para ponerlos a disposición de autoridades ministeriales.

Los puntos más vulnerables son los cruces de la 25 Poniente y 13 Sur, y el de la 31 Poniente y 11 Sur.

Por Jorge Barrientos.