Moscú.- “Estoy seguro de que los resultados de esta reunión serán buenas noticias para la cooperación entre nuestros países”, afirmó Vladimir Putin, presidente de Rusia, al recibir en la residencia Novo-Ogariovo, su residencia en las afueras de Moscú,  a Nicolás Maduro, el asediado mandatario de Venezuela.

Allí, el estadista ruso advirtió  que rechazará cualquier intento de cambiar la situación en Venezuela. “Condenamos cualquier acción que tenga una clara naturaleza terrorista, cualquier intento de cambiar la situación con ayuda de la fuerza”. Anunció su apoyo a los esfuerzos de Maduro para “lograr el entendimiento en la sociedad…y la normalización de las relaciones con la oposición”.

Por su parte, el mandatario venezolano dijo que su país ha sido víctima de “toda clase de agresiones”, pero que  ha aprendido la lección. Antes de salir de Caracas, Maduro aseguró que se proponía revisar “a fondo” la cooperación con Rusia en la reunión de trabajo con Putin, que calificó de “necesaria” para Caracas.

¿Usted qué opina?: