Washington, DC.- El paquete de estímulos fiscales más grande de la historia de Estados Unidos, para hacer frente al impacto económico del coronavirus, prevé destinar 500 mil millones de dólares para depósitos directos por hasta tres mil dólares a familias de ingresos medios y bajos afectadas por las medidas para enfrentar al coronavirus.

Se espera que dicho paquete, que suma un monto total por dos billones de dólares, sea aprobado este miércoles en el pleno del Senado, para luego pasar a la Cámara de Representantes y posteriormente ser firmado por el presidente Donald Trump.

El plan incluye otros 500 mil millones de dólares para préstamos a grandes empresas o industrias fuertemente golpeadas, gobiernos estatales y locales.

El paquete considera otros 350 mil millones de dólares para préstamos dirigidos exclusivamente a pequeñas empresas, además de 130 mil millones para hospitales y material de salud, entre otros rubros.

Asimismo, incluye 250 mil millones de dólares para ampliar el seguro de desempleo. El plan total representa 9.3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) de Estados Unidos.

Agencia Notimex