Estados Unidos.- Un tiroteo en un bar del sur de California dejó 13 personas muertas, entre ellas el atacante y un  sargento.

La noche de sangre ocurrió en el sitio denominado Borderline Bar &  Grill, donde se llevaba a cabo  una noche universitaria.

De acuerdo con las autoridades el tiroteo provocó una estampida, y para poder escapar los asistentes usaron las sillas para romper las ventanas.

Entre los fallecidos estaban 11 personas que se encontraban dentro del bar, el pistolero y un sargento que fue el primer agente en entrar al lugar de los hechos.

“La de ahí dentro es una escena horrible”, dijo  un oficial en una conferencia de prensa en el estacionamiento. “Hay sangre por todas partes”.

¿Usted qué opina?: