Cazones, Ver.- Con la presentación del corte de caja por parte de la subagente municipal, Patricia Olmedo Hernández, se puso fin al conflicto en La Piedad.

El desglose que realizara la autoridad de la localidad ya mencionada, fue realizado la tarde del pasado martes, en presencia de los habitantes que solicitaban el informe de las finanzas y del alcalde Zenón Pacheco Vergel, quien fungió como  fedatario de dicha reunión.

El conflicto se presentó cuando un conjunto de personas de la  piedad, comenzaron a señalar que su sub agente municipal no entregaba cuentas claras de un convenio que sostiene desde hace muchos años la comunidad con una empresa particular.

En sus inicios la empresa y la autoridad auxiliar e turno, acordaron que el 10% del valor de cascajo que retiraba dicha compañía, se regresaría a la localidad en material, el cual sería en material que serviría para reparar los caminos de dicho lugar.

Con el pasó de los años, ese convenio se fue modificando, hasta quedar estipulado que el porcentaje sería regresado en dinero en efectivo, el cual era utilizado para beneficios de la comunidad, del cual una fracción de la sitio, no les quedaba claro en que se estaba utilizando.

Al final de dicha reunión, las cuentas que tenían los opositores coincidia a las que presentó la sub agente, Patricia Olmedo Hernández, dando tranquilidad al resto de la comunidad que había votado por su representante local.

Cabe destacar que  el grupo opositor, aprovecho la presencia del mandatario municipal para solicitar un corte de caja, ahora de las percepciones por los rubros de permisos para la  organización de bailes, el cual se dará en otra reunión, el día 22 de febrero.

¿Usted qué opina?: