Poza Rica, Ver.- Un serio problema de vialidad provocan unidades pesadas que son estacionadas en el bulevar Jesús González Ortega, frente a la agencia de ventas, sin que oficiales de Tránsito pongan orden.

En entrevista, los trabajadores del volante en la modalidad de taxis y del transporte urbano  señalaron que mientras, de forma constante, los oficiales los infraccionan, solapan a otros.

Por ejemplo, en el bulevar Lázaro Cárdenas casi esquina con Jesús González Ortega, los agentes permiten la instalación de una hilera de tráileres de otros  municipios.

Estas unidades, hasta de doble remolque, ocupan un carril de la principal vía de acceso e impiden el libre tránsito de las unidades del transporte público, provocando un verdadero caos en la ciudad.

Con la ausencia del delegado de Tránsito y Seguridad Vial en este municipio, los oficiales en lugar de vigilar el libre tránsito vehicular trabajan como buitres acechando al conductor.

Por ello es necesario que el director de Tránsito y Seguridad vial en el estado designe a personas con el perfil adecuado y no sean colocadas por cuestiones políticas o de amigos y familiares.

Por Isaías García Pérez

Gráfica Ademir Lozano Neri

¿Usted qué opina?: