Ciudad del Vaticano.- La solución al conflicto en Tierra Santa no es la violencia, asegura el papa Francisco, quien insiste en optar por el diálogo y la justicia luego de la ola de muertos que han dejado las manifestaciones en la Franja de Gaza.

“La guerra engendra guerra, la violencia engendra violencia”, sostuvo el pontífice, quien dijo estar “muy preocupado y dolido” y expresó “gran dolor por los muertos y los heridos” al terminar su audiencia general semanal.

Después aludió a los musulmanes que celebran el Ramadán esperando “que este tiempo privilegiado de oración y ayuno ayude a los que caminan por el camino de Dios, que es el camino de la paz”.

Y es que estos días han muerto 61 palestinos a causa de la represión israelí a las manifestaciones por el bloqueo fronterizo en Gaza y el trasladado de la embajada de Estados Unidos a Jerusalén.

¿Usted qué opina?:

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.