Naranjos, Ver.- Sumamente preocupados se encuentran habitantes de diversas colonias que se ubican en las márgenes del río Tancochín, debido a que últimamente se han presentado los cazadores furtivos, los cuales ponen en riesgo la integridad de las familias que radican en este sector, a causa que realizan detonaciones de arma de fuego y pueden lesionar a alguna persona.

Son los habitantes que radican a un costado del río quienes han mencionado que debido a que muy poco ingresan personas a esta fuente del río, se ha incrementado la presencia de especies protegidas en peligro de extinción y desafortunadamente los cazadores furtivos están haciendo su aparición, los cuales ponen en riesgo a sus hijos, ya que por las tardes y noches es cuando acuden de cacería y con sus armas de fuego.

Por lo que hacen un llamado a las autoridades encargadas de brindar Seguridad Pública para que realicen recorridos en diferentes puntos del río Tancochín para evitar que alguna bala perdida vaya a herir a una persona o suceda una tragedia, ya que es por las tardes cuando los menores de edad juegan en sus patios al aire libre y pueden resultar lesionados.

Cabe destacar que las especies que están siendo sacrificadas por los cazadores furtivos son especies protegidas, en peligro de extinción, por lo cual los naranjenses exigen mayor presencia de las fuerzas de seguridad, para evitar una desgracia y proteger a estas especies.