Mérida, Yuc.- Justicia para la joven Andrea, golpeada brutalmente por su novio por el “delito” de querer romper su relación, demandaron defensores de derechos humanos y reprocharon al gobierno de la entidad que presuma  a Yucatán como el “estado más seguro” cuando no ha podido ser contenida la violencia contra las personas del sexo femenino, tanto niñas como mujeres adultas.

La indignación social se desató cuando en las redes se viralizó el caso de la veinteañera identificada como Andrea C.M., donde la panista Cecilia Patrón Laviada hizo públicas las lesiones en cara y cuerpo que la víctima presentaba y que la mantienen hospitalizada. “¿Hasta cuándo seguiremos permitiendo la violencia contra las mujeres”, se preguntaba mientras llama a que quienes sufren situaciones parecidas denuncien y pidan ayuda.

La chica fue golpeada por su novio –un maestro de karate originario de Tabasco– a puñetazos y patadas, así como con una tabla y un martillo, en una casa ubicada en un fraccionamiento en la zona norte de Mérida, donde fue rescatada por policías después de que vecinos reportaron la situación al número de emergencias.

¿Usted qué opina?: