Poza Rica, Ver.- La Secretaría de Bienestar (antes Sedesol) integra a los habitantes de los municipios de Tihuatlán, Coatzintla y Poza Rica en los programas prioritarios de apoyos a los adultos mayores, discapacitados, los jóvenes que no estudian ni trabajan, los estudiantes de nivel medio superior, universitarios, a la gente que quiere emprender un negocio y a quienes laboran en el campo.

El licenciado Emilio Olvera Andrade, delegado regional del programa integral de desarrollo con sede en Poza Rica, dio a conocer que a todos se les atiende en la oficina ubicada en la avenida Juárez de la colonia Tajín, casi esquina con el bulevar Ruiz Cortines; ahí se les toman los datos y después se les visita en sus domicilios para continuar con el censo.

Destacó que a los adultos mayores se les va a dar el doble de lo que estaban recibiendo, un aproximado de un mil doscientos pesos cada mes; la misma cantidad obtendrán las personas discapacitadas.

En cuanto al programa Jóvenes construyendo el futuro, hay varias modalidades, por ejemplo, la capacitación para el empleo que consiste en que se les integre a una empresa del sector privado, incluso a una dependencia gubernamental. La federación les pagará tres mil 600 pesos mensuales y les dará atención médica en el IMSS.

Para quienes están estudiando la universidad también va existir un apoyo cada mes y estima beneficiar a 300 mil jóvenes. Los alumnos de nivel medio superior en instituciones públicas recibirán una beca de 800 pesos mensuales.

A los emprendedores se les apoyará con un microcrédito que posteriormente tendrán que regresar. No se les va a buscar en buro de crédito, nada de lo que acostumbran hacer las instituciones financieras, será “crédito a la palabra”.

Los trabajadores del campo tendrán asegurada la compra de sus productos y se les ayudará económicamente para que siembren; la producción será distribuida en lo que antes eran las tiendas Liconsa y Diconsa. Ahora la canasta alimentaria tendrá alrededor de 25 productos.