Puebla, Pue.- Un cadáver sin cabeza, amarrado de pies y manos y envuelto en una cobija, fue dejado en calles de la comunidad El Llanito.

Tras las primeras pesquisas, se conoció que se trata de un hombre “levantado” el pasado 8 de abril en la ciudad de Puebla.

De nombre Raúl N., hombre fue privado de la libertad por sujetos desconocidos en inmediaciones de la colonia Granjas de San Isidro; se dice estaba relacionado con la venta de drogas en la zona.

Sus familiares le habían perdido pista desde el lunes, hasta que vecinos de El Llanito llamaron a los números de emergencia con que cuenta la Policía municipal para reportar un cadáver abandonado en la vía pública.

Al lugar se trasladaron elementos de la citada corporación a confirmar que un cadáver decapitado estaba amarrado de manos y pies y envuelto en una cobija. A escaso metros, estaba una hielera que contenía su cabeza.

La Procuraduría General de Justicia de Tlaxcala lleva a cabo las investigaciones correspondientes, sin embargo, cruza información con la Fiscalía de Puebla, donde fue privado de la libertad.

Por Jorge Barrientos.