Tapachula.- Agobiante sol que los hace vivir un infierno en la tierra, obliga a que migrantes se dispersen en grupos de 10 ó 15, lo que los hace vulnerables ante Migración.

A pesar de esta situación, el contingente de más de dos mil personas que salió del Parque Central de Tapachula recibe a más migrantes a lo largo de los kilómetros que recorren pudiendo alcanzar la caravana, cerca de 5 mil migrantes.

Con apenas una mochila y  una botella de agua, migrantes señalan que nada los hará desistir de su destino, no importando ni las altas temperaturas, mucho menos las largas horas de camino.

“Sí estamos a 36 grados, pongamos otros 20 grados y los aguantamos, nada nos detendrá”, comentaron burlones los jóvenes del contingente.